¿Cómo curar la eyaculación precoz?

La eyaculación precoz es un trastorno sexual que suele ocurrir en alguna etapa de la vida del hombre, sin embargo, algunos no conocen que este problema suele ser común y dejan que la vergüenza y la frustración los invadan, aislándose al punto de preferir evitar las relaciones íntimas por temor a decepcionar a quien les acompañe en éstas.

La eyaculación precoz consiste básicamente en que el hombre no controla lo suficiente su reflejo eyaculatorio por lo que, la expulsión del semen se da de manera temprano en la relación íntima, es decir, el hombre llega al clímax rápidamente antes de la penetración o a los pocos segundos de ésta, mientras que la pareja aún no está cerca del orgasmo, quedando entonces insatisfecha.

¿Cómo curar la eyaculación precoz?

Como se mencionó al inicio, aunque puede ser un inconveniente desagradable, la eyaculación precoz es una de las disfunciones más frecuentes que existen, uno de cada tres hombres la padece y no es algo grave, ¡Tiene solución!

¿De qué factores proviene este problema sexual?

No se conoce hasta ahora, una causa concreta que defina el origen de la eyaculación precoz, sin embargo, sí se han determinado un conjunto de factores que inciden en su aparición, estos pueden ser tanto físicos como emocionales o psicológicos. A continuación algunos de éstos;

  • Estar sometido a situaciones de estrés, incluso puede deberse al nerviosismo exagerado de las relaciones sexuales, si el hombre tiene el temor de defraudar a su pareja o inducir un embarazo no deseado, este tipo de preocupaciones alteran la concentración y no permiten que el hombre pueda manejar adecuadamente su reflejo eyaculatorio.
  • Enfermedades psiquiátricas; algunas de éstas, como la depresión crónica, el trastorno bipolar o la ansiedad postraumática, están relacionadas con la aparición de la eyaculación precoz.
  • Algunos fármacos, estupefacientes, alcohol y cigarrillo; son sustancias que están directamente relacionadas con esta disfunción sexual al igual que con la disfunción eréctil
  • Los trastornos neurológicos y hormonales; Como es el caso del desequilibrio de los niveles de la serotonina y dopamina.

 ¿De qué factores proviene este problema sexual?

¿Cómo se diagnostica la eyaculación precoz?

El asunto del diagnóstico es muy importante, ya se había mencionado que la eyaculación precoz suele ser común y que de hecho, es normal o regular que el hombre la padezca en algún momento de su vida, entonces, ¿Cuándo debe ser vista como un problema a combatir?, la respuesta es; cuando se hace recurrente, habitual y el hombre comienza a verse afectado tanto en su estima propia como en su relación de pareja. Sin embargo, no debe esperarse demasiado tiempo para tomar acciones, al ver que en repetidas ocasiones no se controla el reflejo eyaculatorio, lo ideal es consultar a un especialista que pueda hacer una revisión y el posterior diagnóstico.

Algunos hombres tienden a diagnosticarse a sí mismos con respecto a este trastorno, lo ideal es no apresurarse y consultar a un médico de confianza con el cuál pueda hablarse claramente de lo que se está experimentando, pues en ocasiones, puede deberse a casos de extrema excitación o la frustración de no lograr alcanzar el clímax al mismo tiempo que la mujer, lo cual no es de alarmarse y es lo más frecuente.

Por otro lado, existen cuestionarios ideados para determinar si efectivamente se padece de eyaculación precoz, entre las preguntas que suelen presentar éstos, se encuentran; ¿Ha tenido eyaculación precoz desde su inicio sexual y con casi todas sus parejas?, ¿Cuánto tiempo pasa entre la penetración y la eyaculación precoz?, entre otras.

¿Cómo acabar finalmente con la eyaculación precoz?

Los siguientes tratamientos o técnicas, suelen recomendarse en la web;

  • Técnicas de relajación y respiración: éstas con el fin de aminorar el estrés o la ansiedad.
  • El método de parar y seguir: Es la recomendación de parar o detener la estimulación sexual cuando el hombre esté a punto de alcanzar el clímax u orgamo, se puede hacer estos varias veces a fin de retardar el reflejo eyaculatorio.
  • Comprimir o apretar el pene: esta técnica también es llevada a cabo cuando el hombre está cerca de la eyaculación, él o su pareja podrán hacer cierta presión sobre el extremo del pene por unos segundos, es posible igualmente repetir la técnica hasta que el hombre desee eyacular.
  • El uso del preservativo: como una forma de aminorar la sensibilidad en el glande, este efecto también es logrado con ciertos ungüentos o cremas retardantes o anestésicas.
  • Remedios caseros: En la web se encuentran una gran cantidad de remedios caseros o bebidas a base de tés, con las cuales se pretende relajar al cuerpo para lograr tener mayor control de la excitación sexual.

¿Cómo acabar finalmente con la eyaculación precoz?

Ahora bien, aunque todos estos tratamientos pueden ayudar un poco a sobrellevar el trastorno de la eyaculación precoz, el único que brinda la solución eficaz es el de la reeducación sexual, las ideas erróneas que el hombre va adquiriendo a lo largo de su vida, son principalmente la causa que origina la eyaculación precoz, así pues, cuando el hombre se acostumbra por ejemplo, a masturbarse para lograr el clímax de manera rápida, está habituándose a este comportamiento y por ende, lo trasladará a su vida sexual en pareja.

 

De manera que, al reeducarse sexualmente, el hombre debe aprender entre otras cosas, que la masturbación puede ayudarle a obtener placer desde que comienza a estimularse hasta que llega al orgasmo, pero esto no tiene por qué ser un breve lapso de tiempo, al reaprender cómo obtener placer y como disfrutar plenamente del acto erótico, en sus relaciones de pareja el hombre tendrá mayor control del reflejo eyaculatorio y podrá disfrutar de su experiencia sexual a plenitud, encontrando por medio de la reeducación sexual, el verdadero tratamiento eficaz para acabar con esta disfunción.

 

leer más sobre las causas de la eyaculación precoz y solución